DOS PIEDRAS, UN CORAZÓN

DOS PIEDRAS, UN CORAZÓN

Dos piedras

Las encontré hace más o menos un mes en la playa de Santa Cristina. Primero la oscura, después la clara. Ambas totalmente diferentes pero las dos con una  forma que recuerda al Corazón.

Llamaron mi atención, las cogí, jugué con ellas en mis manos y observé que por una de sus caras encajan a la perfección como si fuesen fragmentos de la misma piedra a pesar de ser totalmente distintas.

Desde aquel día fueron recibidas en la casa de Tiuanki. Pasaron unos días en la entrada y hace más o menos una semana se adentraron en la sala de trabajo….

Canales

La sala en la que trabajo habitualmente tiene cosas, diversas, que para mi no son cosas ni son mías. En mi sentir son canales con los que la Existencia me hace confluir. Siento que juntos formamos un equipo y damos paso a movimientos de energía que traen fuerza. No los «uso para»…no gobierno nada, escucho, siento y solo entran en trabajo energético aquellos que se activan. Simplemente los respeto y los sigo del modo que nace, dándome cuenta de que no sé nada y maravillándome con lo que observo. Por así decirlo las cosas no están a mi disposición sino yo a disposición de lo que el Cielo abre a través de las cosas…nunca sé lo que será, y siempre es más grande de lo  que mi cabeza imaginaría.

Piedra viva, Corazones unidos

Ayer entré en la sala de trabajo, como tantas veces, para mi, para sentir, para encontrarme con el Silencio. Mis ojos rápidamente se posaron en los dos Corazones. Los sentí activos y me puse en marcha con ellos.

Primero los tomé juntos en la mano derecha. En mi cabeza apareció un recuerdo de Unión con otro Ser. Sintiendo las piedras me sentía transportada a aquel momento e inmersa en Amor. Después cada piedra se colocó en una mano. La mano izquierda posó la piedra oscura sobre mi Corazón mientras la mano derecha sostenía la piedra clara con el brazo estirado y separado del cuerpo. Empecé a notar calor en la piedra clara y un suave movimiento pulsátil que parecía nacer ahí pero se recibía en la otra piedra . Podía sentirlo en mi mano, en mi pecho. A medida que observaba la percepción era más clara y potente.  La piedra oscura conectaba con mi Corazón, la clara con el Corazón del otro Ser. A pesar de la separación entre las piedras, a pesar de la separación respecto a ese Ser, sentía como se canalizaba Amor desde su Corazón al mío , del mío al suyo. Nada sé pero algo obraba en mi y me hacía bien…

Las piedras continuaron , cada piedra mostraba el Corazón de personas diferentes….personas que teniendo cosas en común permanecen muy distantes en plano físico y mental, a pesar de ello las piedras mostraban como el Amor sigue fluyendo de un modo invisible entre esos seres, conectándolos más allá de la razón y alimentando algo.

Respetar

Fue hermoso y sorprendente ver la Unión entre seres en los que la distancia y los conflictos parecen insalvables. Cuando paró la actividad también sentí de modo claro «no usar nada» respetar de modo firme que cuando un Alma busca paso, busca canales libres, abiertos, transparentes, de este modo algo se abre para ella y para lo que la rodea dando paso al profundo latido de la Existencia en esta Tierra, en esta Piel, reflejando la Unión a la que pertenecemos más allá de las razones y los quereres humanos.

Bienvenidos a Casa los «Corazones Unidos»

Comparte

EvaTiuanki

Posts Relacionados

PINO TRANSMUTADOR

PINO TRANSMUTADOR

CUENTOS DE MAMA PACHESI «La Sombra y la Niña»

CUENTOS DE MAMA PACHESI «La Sombra y la Niña»

RUEGO

RUEGO

AVE, comparto y agradezco

AVE, comparto y agradezco

6 Comments

    • Siempre es hermoso por real el latido que pulsa en Amor, tome la forma que tome, incluso bajo la distancia o la incomprensión mental. Al menos así lo siento. Un abrazo y gracias Noemí

  1. eres un sol… un rayo de sol…, el calor del abrazo que todos podemos dar… somos como teléfonos orgánicos, conectados permanentemente en red y en skype, o zoom, o video-durmiendo incluso, en el que la divinidad o divinidades comparten su sentir y su creatividad… Qué gran misterio…

  2. Quizá está ahí el sentido de sentir el vacío: ser conscientes de que somos canales por los que fluye el amor…si lo permitirnos. Gracias. Un abrazo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Historial del Blog

Entradas Recientes

Agenda de Tiuanki

< 2021 >
Junio
DoLuMaMiJuViSa
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930   

Archivo de entradas